Citas sin ropa

Únicamente para personas de mente abierta

 

Ya andamos que intentando Grindr, que si los amigss te presentan a alguien, que si regresas con tu ex, que si en rifa… ¡nada funciona! Amigos, si ya andan como que muy decepcionados del amor, les tengo una nueva tendencia en citas para que te encuentres con el amor de tu vida de una vez por todas; y si no, ya de plano no haya sorpresas si se llega a cuarta base.

Eso sí, esta estrategia para encontrar pareja únicamente es para las personas de mente abierta, para el resto podría ser bastante incómoda.

Se trata de tener citas sin ropa, una tendencia que según expertos, es la clave para encontrar a tu media naranja.

Sé lo que estás pensando: negarse rotundamente al recordar los nervios de los primeros encuentros, las preguntas que giran y giran en tu cabeza y que llegan incluso a hacerte tartamudear, ahora imagínense sin ropa…

Date in a Dash en la empresa que se aventó a esta aventura loquísima. Empezaron un poco antes de la pandemia por coronavirus pero la situación los obligó a mudarse en formato digital.

“Me pareció más relajado que las citas normales. No tienes nada que esconder. No estás siendo juzgado. Siento que normalmente somos juzgados por la ropa que usamos e intentamos adivinar cosas sobre la otra persona”, dijo Nolan, un chico de 36 años que intentó este formato por curiosidad. Solo tienes 3 minutos para tener una cita exprés.

¿Cuánto tiempo te tardas eligiendo tu outfit para la primera cita? Incluso algunos hasta salen de compras para impresionar en ese momento… amigos, olvídense de eso, ahorrarás tiempo y dinero.

Ok, sí, da pena al inicio pero una vez dejándola de lado, puedes dejarte llevar y disfrutar el momento.

“Una de la cosas que odio sobre las citas es que siempre terminas hablando de lo mismo en todas, como el trabajo y cosas así. Pero aquí solo hablas de la vida, encontré personas más respetuosas y de mente abierta. Definitivamente deberían intentarlo”, dijo.

Esta técnica ha sido tanto admirada como criticada, a algunos les parece algo terrible y muy inseguro, mientras que para otros es una técnica buenísima para ‘saltarse pasos’ en el proceso de conocer a alguien con intenciones de tener una relación formal.

¿Tú qué dices? ¿Te atreverías a intentarlo?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí