En el país, alrededor de 140 mil personas viven con el virus de la inmunodeficiencia humana. De ellos, se estima que el 17 por ciento no conoce el diagnóstico. Los datos fueron presentados en la mañana de este miércoles, en una reunión en el Ministerio de Salud provincial

Los números del VIH en Argentina
En promedio, se notifican 4.500 casos de VIH por día, según la información proporcionada por la cartera sanitaria nacional. “Estamos implementando políticas públicas que no dependan de las personas sino del Estado”, informó la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, al tiempo que destacó el compromiso de trabajo conjunto entre esa dependencia y el Ministerio de la Mujer.

Los últimos datos correspondientes a 2021 indican que el 65 por ciento de las personas que viven con el virus se atiende en el sistema público. Son alrededor de 65 mil habitantes.

Alberto Stella, director para Argentina de ONU/Sida, advirtió que la mayoría de las infecciones se está dando en jóvenes de entre 14 y 25 años. “Siguen existiendo brechas y desigualdades en la población a la hora de acceder a servicios sociales básicos”, indicó.

El especialista agregó que muy pocos países lograron cumplir con los objetivos de respuesta rápida propuestos por ONU/Sida y OPS. Una de las metas para 2020 era que el 90 por ciento de las personas que viven con VIH accedan al diagnóstico, que el 90 por ciento de ellos accedan a un tratamiento antirretroviral. Y, de ellos, el 90 por ciento logre una carga viral indetectable. Los objetivos también proponen tolerancia cero al estigma y la discriminación.

Según los datos de Nación, la mediana de edad de las personas que viven con VIH se ubica en los 35 años en el caso de las mujeres, 30 para las mujeres trans y 32 en los varones.

“Desde los agentes de salud, no terminamos de entender cómo es la dinámica de la sexualidad y cómo eso hace aumentar el número de infecciones. Necesitamos trabajar más en poblaciones clave, como los jóvenes y los más vulnerables”, informó Stella.

Otro dato aportado en la conferencia es que el 29,9 por ciento de las personas que accedieron a un diagnóstico entre 2019 y 2020 lo hizo en forma tardía. En Córdoba, esa cifra ascendió al 30,4 por ciento según el Boletín de Nación. Un acceso rápido al diagnóstico permite prevenir nuevas infecciones.

“Dentro del grupo de personas vulnerables, todavía sigue habiendo mujeres. Se repite la misma historia. Necesitamos poner el énfasis en ellas”, remarcó.

NUEVA LEY
Después de la exposición de Vizzotti, activistas por los derechos de las personas que viven con VIH promovieron la nueva ley para prevenir la infección. Uno de ellos, tomó el micrófono y tuvo un cruce con la ministra. “Todavía seguimos sin una directora o director nacional de VIH”, dijo Gastón Llopart, integrante del Frente de Personas que viven con el virus.

El activista indicó que la pandemia agudizó desigualdades que ya se venían manifestando y que hubo muchos problemas para acceder a un tratamiento antirretroviral.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí