El hábito nocturno que podría detonar el envejecimiento facial

Arrugas del sueño se profundizan con el paso del tiempo y la pérdida de elasticidad de la piel del rostro.

ellos online
Dormir de costado o boca abajo es un hábito que podría originar arrugas en el rostro, según una investigación publicada en la revista Aesthetic Surgery Journal.
“Las arrugas del sueño se forman como respuesta a la torsión creada cuando se presiona la cara contra cualquier superficie al dormir”, explicó la autora del estudio, la cirujana plástica Goesel Anson, al diario electrónico Huffington Post.
“Tienden a empeorar con el tiempo debido a la repetición combinada con el adelgazamiento de la piel y la reducción de la elasticidad con el envejecimiento”, agregó.
El trabajo investigativo aclararó que las arrugas al dormir no son las mismas que las líneas de expresión (al sonreír o fruncir el ceño), ya que estas últimas aparecen en las mejillas, en la frente y en los labios.
¿Cómo dormimos entonces para evitar que todo esto suceda? “Una de las formas de minimizar las líneas del sueño consiste en limitar la torsión facial al dormir. Si eres capaz de dormir completamente boca arriba, resulta ideal”, dijo Anson.

Comentarios

comments

Navidad en el Bosque

Dejar respuesta

Ingrese su comentario
Ingrese su nombre aquí